Karius sufrió conmoción cerebral tras codazo de Ramos en Kiev

La reciente final de la Champions disputada en Kiev entre el Real Madrid y el Liverpool cambió radicalmente en el minuto 51. Segundos antes del instante crítico, la acción parecía irrelevante. Kroos buscó al espacio a Benzema, pero su envío resultó demasiado largo. Loris Karius, protagonista principal de la noche por dos errores calamitosos, atrapó sin problema. Nada hacía sospechar que en ese preciso momento el portero alemán cometería uno de los fallos de mayor trascendencia en una cita de tal enjundia. Incompresiblemente, Karius sacaría en corto con Benzema a un palmo de su figura. El francés metió la pierna y adelantó al Madrid tras una primera mitad a rebufo. Nada invitaba a pensar en la existencia de una razón que justificase al arquero hasta que ayer los doctores del Hospital General de Massachusetts afirmasen que Karius sufrió una conmoción solo dos minutos antes de su primer error.

“Después de revisar cuidadosamente las imágenes del partido e integrar una detallada historia, en la que se incluyen sus síntomas subjetivos actuales y posteriores al contacto, así como exámenes físicos y mediciones objetivas, concluimos que el señor Karius sufrió una conmoción durante el partido del 26 de mayo de 2018”, informa el comunicado difundido por los doctores Ross Zafonte y Lenore Herget, que examinaron al portero y le realizaron un TAC el pasado 31 de mayo. Pese a que los médicos no han precisado el momento en el que Karius sufrió la conmoción, la única acción que pudo provocarle dicha dolencia tuvo lugar en el minuto 49. Centro lateral desde el costado izquierdo y Sergio Ramos, que intenta rematar, termina golpeando con el codo derecho el rostro del portero de 24 años. Karius cayó al suelo.

“En el momento de nuestra evaluación, los principales síntomas residuales y signos objetivos del señor Karius sugieren que sufrió una disfunción espacial visual que probablemente ocurrió inmediatamente después del suceso —que provocó la conmoción—. Es posible que tales déficits afecten al rendimiento”, añadieron los médicos. Lo cierto es que su actuación a partir de dicho momento fue surrealista. Tras una notable primera mitad en la que sacó a la perfección un cabezazo a bocajarro de Cristiano, al primer error ante Benzema le siguió otro en el minuto 83 que permitió a Bale firmar su doblete con un disparo lejano que el meta no atrapó.

Fuente: El País

Déjanos tu comentario!

F
Image and video hosting by TinyPic
MIGRANTES