Reuters. Caracas. Representantes del gobierno de Venezuela y de la oposición viajaron a Noruega para explorar posibles conversaciones en busca de superar una crisis política, que se profundizó con una movilización opositora hace dos semanas, dijeron cuatro fuentes de la oposición conocedoras de los acercamientos.

Nicolás Maduro acusa a la oposición de intentar un golpe de Estado con la ayuda de Estados Unidos, que junto a decenas de países lo desconocen por considerar que fue reelecto en comicios sin garantías democráticas. Estas naciones apoyan al presidente encargado, Juan Guaidó.

Según las fuentes, que pidieron el anonimato, el ministro venezolano Jorge Rodríguez y el gobernador Héctor Rodríguez viajaron a Oslo ante el ofrecimiento del gobierno de Noruega de actuar como facilitador para un eventual acercamiento.

Por parte de la oposición, volaron a Europa los asesores Gerardo Blyde y Fernando Martínez, junto al segundo vicepresidente del Congreso, Stalin González, coincidieron las cuatro fuentes. Los partidos opositores no han dado precisiones sobre el tema.

Las partes no se han reunido todavía y los encuentros han sido por separado con los representantes de Noruega, apuntó una de las fuentes sin agregar más detalles de la agenda.

Las reuniones en Oslo representan un nuevo esfuerzo concreto de las partes por buscar un entendimiento luego de que el diálogo entre el régimen socialista de Maduro y los partidos de oposición naufragara a inicios del año pasado, poco antes de las elecciones en las que la coalición opositora no participó.

No quedó claro de inmediato si Maduro autorizó estas nuevas conversaciones, que, de acuerdo con las fuentes, se dieron tras un esfuerzo de varios meses.